El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, y el ministro de Hacienda y Finanzas, Pablo López, firmaron junto con el ministro de Economía de la Nación, Sergio Massa, los contratos para dos préstamos por un total de US$ 500 millones con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), destinados a financiar el fortalecimiento e integración de las redes de salud y un programa de Seguridad Vial.

El primer contrato por US$ 300 millones tiene un plazo de cuatro años y se destinará al financiamiento del Programa de Fortalecimiento e Integración de Redes de Salud en la provincia de Buenos Aires (Profir II), que permitirá la construcción de 52 Centros de Atención Primaria (CAPS) en el interior de la provincia, siete Centros Comunitarios de Salud Mental y dos Unidades Residenciales Provinciales, lo que beneficiará a 6,6 millones de bonaerenses.

Se trata de la segunda operación de la línea de crédito condicional (CLIPP) de US$ 600 millones firmada en 2020 para apoyar y fortalecer el sistema de salud provincial, y la primera operación, Profir I, de US$ 150 millones, se encuentra ejecutada en su totalidad.