La Administración Federal de Ingresos Públicos, en conjunto con la Aduana, continuaba este viernes con los operativos en el microcentro porteño por presuntas operaciones ilegales con dólares, informó el director de la regional sur de la Dirección General Impositiva (DGI) de la AFIP, Gustavo Arce, al tiempo que brindó detalles sobre las maniobras y anticipó que los procedimientos persistirán durante las próximas semanas.

“Continuamos con los operativos que venimos haciendo en la última semana y vamos ampliando los lugares”, remarcó Arce en ronda de prensa, mientras se desarrollaba un procedimiento sobre avenida Corrientes al 300. Precisó que se está recabando información para continuar con el proceso, tras lo cual, puntualizó: “Ya identificamos cómo sería la maniobra y ahora estamos identificando a quiénes la utilizaron y buscando el verdadero beneficiario de los fondos”.

Respecto de la maniobra, el funcionario de la DGI-AFIP explicó que “consiste en utilizar a personas de baja capacidad para el ingreso a la compra de bonos, los cuales tienen una trazabilidad, se vuelven a vender, se convierten en dólares y esos dólares salen por estas cuentas, y van a parar físicamente a una cueva o por una transferencia digital a algún beneficiario que compra a un valor de lo que sería el mercado marginal”.

“De la operación de bolsa sale con valor MEP y lo que lo trasladan es el ‘spread’ (diferencial cambiario) que ganan a ir al marginal, que hoy tiene una diferencia de casi 100 pesos”, graficó.

Sobre el procedimiento y la continuidad de la investigación, Arce subrayó: “Trazamos y compilamos la información de todas las operaciones que se van haciendo día a día; después identificamos conforme los perfiles que tenemos y las matrices; seleccionamos el subconjunto de contribuyentes que no tendrían la capacidad y en función de eso trabajamos en el punto a punto de cada uno de ellos para empezar la trazabilidad puntual de cada operación”.

“En muchos casos vemos que hay reiteración entre las semanas porque es el cupo que se acaba; se acaba una semana y se renueva la siguiente”, advirtió.