Sergio Massa impulsa un proyecto de simplificación tributaria que se aplicará en un primer momento para profesionales, prestadores de servicios y comerciantes que revisten actualmente como autónomos pero que no tengan ingresos mensuales superiores a los 15 SMVM  (Salario Mínimo Vital y Móvil). En la semana se terminará de definir el proyecto de ley que se enviará al Congreso.

Actualmente están inscriptos como autónomos 987.000 personas. El 29%, es decir 289.000, son directores de Sociedades Anónimas; otro 37%, que equivalen a 364.000, son comerciantes, y el 34% restante son profesionales y prestadores de servicios (337.000).

Los 286 mil directores pagan la cuota mensual de autónomo de la seguridad social, pero sus ingresos mayoritarios son honorarios de directorio o “bonus” de las empresas, que tienen un tratamiento especial tanto en el impuesto a las ganancias como en el IVA. Para estos contribuyentes no se estudia ninguna modificación ya que son un grupo de alta capacidad contributiva.

Para los autónomos comerciantes, profesionales y que prestan servicios, el esquema “Simple” implicará que los que tengan ingresos de hasta 15 SMVM mensuales (similar límite que el de los empleados que no pagan Mayores Ingresos) puedan optar por este régimen simplificado con las siguientes características:

Será un régimen distinto al de monotributo
📍Un único pago mensual, que abarque seguridad social, IVA y Ganancias.
📍El pago se determinará como un porcentaje de la facturación.

Según explicaron voceros del Ministerio de Economía el nuevo esquema está pensado como un escala intermedia entre los monotributistas y los profesionales y comerciantes de mayores ingresos. Esto les permitirá evitar el salto que implica pasar de monotributo al régimen general. También se evalúa ampliar “Simple” a las micro y pequeñas empresas de hasta 3 empleados

La carga tributaria de un monotributista con un ingreso mensual de $700 mil es muy inferior al costo fiscal de un responsable Inscrito que factura $ 1,2 millones mensuales.

Buscando dar una respuesta inmediata a los autónomos que no sean los de mayor capacidad contributiva, desde el Palacio de Hacienda se prevén las siguientes medidas de alivio fiscal que no requieren ley:
1️⃣ Reducción del porcentaje de retención del impuesto a las ganancias, que va del 5% al 31%, y aumento de los mínimos a partir de los cuales se comienza a retener para los honorarios profesionales
2️⃣ Diferimiento del pago del IVA para los meses de setiembre a diciembre de 2023
3️⃣ Diferimiento del pago de los Aportes mensuales de los trabajadores autónomos para los meses de setiembre a diciembre de 2023
4️⃣ igual que en el caso de las micro empresas, el bono de $60 mil será absorbido en un 100% por el Estado a través de las cargas patronales.