Vecinos de Saavedra salieron al cruce del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires entendiendo que impidió su participación en un encuentro virtual en el que funcionarios explicaban las características de la regeneración del arroyo Medrano. Señalan que fueron silenciados en el zoom donde solo tuvieron la palabra los funcionarios.

El grupo activo de vecinos nucleados en la Organización Vecinos por Saavedra están particularmente preocupados por la construcción de un canal de 500 metros que dividirá en dos el Parque Saavedra. Los funcionarios aseguran que se respetará el curso natural de la cuenca y el canal se va a completar con agua de napas no contaminadas. Señalan que la intención es intervenir los costados del futuro canal, con el fin que los usuarios del parque puedan sumar otro elemento natural al paisaje del mayor espacio verde de la Comuna 12.

La reunión virtual dejó enojados a vecinos que querían participar y no lo pudieron hacer por la logística con la que se desarrolló. “No hubo instancia alguna de intercambio o debate” aseguraron desde las redes sociales, afirmando que la propuesta para el arroyo Medrano generará una zanja a cielo abierto que dividirá al Parque Saavedra restándole superficie verde.

En la exposición oficial estuvo Gabriel Rosales, director de Infraestructura Urbana de la Secretaría de Transporte y Obras Públicas, quien no escucho la opinión de medio centenar de vecinos que siguieron su exposición.

El Frente de Todos de la Comuna 12 emitió un comunicado a través del cual rechazó la construcción de un arroyo artificial y evaluó que la medida “no fue consensuada ni tratada en la Junta Comunal ni en el Consejo Consultivo, tal como ordena la ley 1777 de Comunas”.

La Legislatura votó un año atrás la conformación del Comité Interjurisdiccional de la Cuenca Arroyo Medrano, integrado por Nación, Provincia y Ciudad. Acálas obras para el tramo porteño: ampliación de reservorios en Pque. Sarmiento y tabicamiento y regulación hacia la desembocadura.

El arroyo Medrano atraviesa los barrios de Núñez, Saavedra, Coghlan, Villa Urquiza, Villa Pueyrredón y Villa Devoto de la Ciudad de Buenos Aires y a los municipios de Tres de Febrero, San Martín y Vicente López, de la Provincia de Buenos Aires. Su carácter interjurisdiccional determina que cualquier decisión que se tome sobre la cuenca requiera del acuerdo de las restantes jurisdicciones. El CICAM tiene como principal objetivo amalgamar esas determinaciones entre las que se encuentra en el corto plazo la ampliación de reservorios en Parque Sarmiento y obras de tabicamiento que regulan su desembocadura.