Se suspendió el desalojo de Casa Santa Cruz en el barrio porteño de Parque Patricios por seis meses hasta que se consiga una solución habitacional definitiva. El acuerdo contempla que se abra una mesa de trabajo para encontrar una solución habitacional definitiva, lo que fue festejado con aplausos y cánticos de “Vivienda sí, desalojo no” por las casi 500 personas que viven en el edificio del barrio porteño de Parque Patricios.