El Impuesto a las Ganancias, derogado en su cuarta categoría por iniciativa de Sergio Massa durante el gobierno de Alberto Fernández, volverá a tener vigencia de ser aprobado por el Congreso Nacional. El Gobierno Nacional impulsa su restitución que estaría abarcando a más de 800 mil contribuyentes con ingresos que superen los $1.350.000, monto que será actualizado trimestralmente según el índice de precios al consumidor.

En septiembre del año pasado cuando fue derogada esta categoría (en la actualidad lo pagan cerca de 80 mil contribuyentes con ingreso superiores a los $2.300.000) tuvo mayoritaria aprobación de los legisladores, entre ellos el propio Javier Milei. El actual presidente en campaña aseguraba que se cortaría las manos antes de votar un nuevo impuesto.

Voceros del ministerio de economía adelantaron que bajo el nombre de Ingresos Personales el proyecto será enviado este martes al parlamento. Representará un ingreso a las arcas públicas del 0,5% del PBI.