La cantidad de fallecidos por consumir cocaína adulterada sigue en aumento, los último informes hablan de 20 muertos y 76 internados, muchos en grave estado. No se descarta que el número siga en aumento. El ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, señaló que en los distintos operativos realizados se detuvieron a una decena de personas, ninguna de peso dentro de la organización criminal dedicada a la distribución de drogas en el corredor norte del Gran Buenos Aires. Berni también dio otra cifra llamativa, el secuestro de 12 mil dosis listas para ser vendidas.

El volumen pone en evidencia lo extendido que se encuentra el consumo de cocaína. “Es un número difícil de cuantificar para determinar que cantidad de adictos hay”, comentó el ministro asumiendo que se trata de una actividad rodeada de mucha marginalidad tanto en la comercialización como el consumo.

En este caso se estima que la droga adulterada fue comprada en un barrio de emergencia ubicado en inmediaciones de puerta 8 en el partido de Tres de Febrero. Puede haber miles de consumidores que hayan adquirido uno de estos sobes de la muerte. Por el caso detuvieron diez personas y la Justicia investiga quienes comercializaron estas dosis y su procedencia. Esa investigación quedó a cargo de la Fiscalía General de San Martín.