El Gobierno logró canjear títulos deuda por dos billones de pesos que vencían en agosto, septiembre y octubre, con una participación de 85%, a través de la colocación de “bonos dual” con los que pospuso esos pagos para 2023 y que le permitirá afrontar compromisos por 479.991 millones de pesos en los próximos tres meses.

En un comunicado Economía explicó que el interés inversor quedó reflejado en las 1.233 ofertas recibidas por US$ 15.662 millones, lo que equivale a un valor efectivo de dos billones de pesos.

El interés por estos bonos duales es que al momento de su vencimiento, el tenedor puede elegir si quiere que se lo ajuste por la variación del índice de precios minoristas, o por la del dólar.

El Tesoro Nacional debía afrontar vencimientos por $615.862 millones en agosto, en $1.123.801 millones en septiembre y $807.068 millones en octubre. Luego de esta operación de conversión, logró reducir los vencimientos proyectados a $115.318 millones, 209.337 millones y $155.336 millones, respectivamente

El Tesoro debía afrontar vencimientos por 615.862 millones de pesos este mes, otros dos billones 123.801 millones en agosto, y 807.068 millones en octubre.

“Luego de esta operación de conversión, logró reducir los vencimientos proyectados a 115.318 millones en este mes, a 209.337 millones para el siguiente, y 155.336 millones en octubre”, agregó la información oficial.

La nota de la cartera económica destacó que “el 83% de los vencimientos proyectados para octubre, fueron colocados en el instrumento dual con vencimiento en septiembre del 2023. Es decir, se adjudicaron 651.862 millones post (elecciones) PASO”.