La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) desarticuló la comercialización abusiva sin avales correspondientes de más de 4710 toneladas de granos en Córdoba, Entre Ríos, Corrientes, Chaco, Buenos Aires, Tucumán y Mendoza. Las inconsistencias detectadas por áreas especializadas del organismo en los últimos 30 días equivalen a más de 158 camiones con acoplado.

Las interdicciones son el resultado del trabajo articulado alrededor del país por la Dirección General Impositiva (DGI) de la AFIP.
Los productos que fueron identificados en infracción a lo largo del último mes son principalmente soja, trigo, maíz, maíz partido, pero también se hallaron irregularidades en la comercialización de azúcar, avena, alpiste, ajo y semillas para cultivo de pasto forrajero (rye grass).

De esta forma entre septiembre de 2021 y febrero de 2022, la AFIP interdicto más de 35.500 toneladas de granos. Para lograr detectar estas maniobras AFIP hace uso de imágenes satelitales para corroborar la información brindada por productores y dueños de campos en sus declaraciones juradas y así desarticular maniobras abusivas.

Los inspectores del organismo trabajan en coordinación con la Aduana y las fuerzas federales de seguridad A lo largo de los últimos 30 días, los operativos llevados a cabo en el marco de las tareas de fiscalización de la AFIP desarticularon maniobras de evasión por más de 4710 toneladas de mercadería, equivalentes a más de 158 granos con acoplado, de los cuales la soja representó más del 65% de los granos detectados en infracción (3.179 toneladas).

Principales operativos (entre septiembre y febrero)

● 42 camiones de soja ilegal: En un solo operativo en Concepción del Uruguay, Entre Ríos, la DGI interdictó 1266 toneladas de soja tras identificar que una firma no contaba con capacidad operativa, económica y financiera, además de estar incluida en la base de datos de contribuyentes no confiables de la AFIP. Otra maniobra detectada como parte de la investigación fue que la empresa emitió cartas de porte para el supuesto traslado del grano, pero que tenían el mismo destino y destinatario.

● 1610 toneladas en la ruta: Un procedimiento llevado a cabo en un puesto de control de Gendarmería Nacional en Villa Olivari, Corrientes, permitió detectar 270 toneladas de soja, 120 de maíz y 90 maíz partido a granel que eran transportadas en 16 camiones con destino a la provincia de Misiones.

A través de la investigación efectuada por distintas áreas del organismo, la DGI pudo constatar la existencia de diversas irregularidades en la trazabilidad de los granos transportados. A partir de las tareas de control sistémico se pudo verificar que la documentación de respaldo no resultaba válida para amparar el traslado de la mercadería al no justificar el origen. La interdicción de los granos se hizo en conjunto con Gendarmería.

● Soja y maíz de origen dudoso: Siete operativos que se llevaron a cabo en controles en las rutas de Chaco y Corrientes dieron como resultado la interdicción de 1130 toneladas de soja, 90 de maíz y 30 de maíz partido.

● Planta de acopio en Coronel Pringles: Se interdictaron 127 toneladas de trigo en la planta de acopio de un establecimiento que se dedica a la elaboración de alimento balanceado. Tras las tareas de control documental, de registro y de la mercadería, la DGI detectó que el stock era mayora al declarado, además de no contar con la documentación que respalde la tenencia de la mercadería.
En ese mismo lugar se identificó la salida de 84 toneladas de maíz y de 71,50 toneladas de trigo pan que no contaban con la correspondiente documentación para acreditar los movimientos de salida de la mercadería o su incorporación a algún proceso productivo de la empresa.

● Trigo en infracción en Villa María: Se encontraron 90 toneladas que estaban depositadas en un molino harinero sin la documentación respaldatoria. La empresa en cuestión además está siendo investigada por la AFIP como usina de facturas apócrifas.

● Exportación a Chile de maíz con documentación apócrifa: En Mendoza, en el puerto terrestre se realizó la interdicción de 145 toneladas de maíz partido a granel que iban a ser exportados a Chile. La firma que intentaba vender esta mercadería había presentado documentación apócrifa. En conjunto con la Policía Federal se desarticuló la maniobra.

● Maíz partido sin avales: En un depósito fiscal en la ciudad de Córdoba se secuestraron más de 28 toneladas de maíz partido que pretendía ser exportado a Uruguay tras analizar que la titularidad del grano se encontraba en cabeza de un contribuyente apócrifo. La incautación del grano surgió como resultado de un trabajo conjunto entre Aduana y DGI, con apoyo de la Policía Federal.

● Maniobra de exportación floja de papeles a Paraguay: En la localidad de Clorinda, Formosa, en un depósito fiscal se interdictaron 120 toneladas de maíz partido que iban a ser exportados a Paraguay, sin la documentación respaldatoria correspondiente. La DGI trabajó en conjunto con personal de la Policía de Formosa.

● Infracciones con alpiste, avena y rye grass: En Olavarría, provincia de Buenos Aires, se interdictaron poco más de 26 toneladas de alpiste, 27 toneladas de Rye Grass (semilla para cultivo de pasto forrajero) y 46 toneladas de avena, equivalentes a la carga de 3 camiones. El operativo de fiscalización fue realizado sobre la planta de acopio de una empresa donde se realizaron tareas de control físico de la mercadería, además de cotejo documental. Se comprobó que el stock de cereal en existencia no contaba con ningún registro declarado, además de no contar con la documentación que respalde la tenencia de la mercadería. También en ese lugar se identificaron 26 toneladas de maíz sin documentación que indique su venta o incorporación a algún proceso productivo de la empresa.

● Firma sin capacidad operativa y económica: En Colombres, Tucumán, se detectó que un contribuyente que no tenía capacidad operativa y económica, intentaba exportar a Chile más de 54 toneladas de azúcar. En un trabajo conjunto de la DGI y la Aduana se frenó la venta fraudulenta.