Una estadounidense productora de litio, Livent Corporation, le informó al presidente Fernández acerca del proyecto de expansión de la empresa, que incluirá la edificación de una segunda planta de producción de carbonato de litio en Antofagasta de la Sierra, y que forma parte a su vez de una inversión total de 1.100 millones de dólares que la firma lleva adelante en nuestro país.

El mandatario, que se reunió con el presidente y CEO de la empresa, Paul Graves, y el vicepresidente de Comunicaciones y Asuntos Públicos, Juan Carlos Cruz, pudo interiorizarse acerca de la tercera etapa de la iniciativa, que lleva hasta el momento 640 millones de dólares invertidos en el país, y cuya finalización se prevé para 2025.

Durante el encuentro, del que también participaron el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, y la secretaria de Minería, Fernanda Ávila, el jefe de Estado transmitió a las autoridades de la empresa su agradecimiento “por la confianza depositada en la Argentina”, al tiempo que precisó que “se abre” para el país “una gran oportunidad con las energías renovables”.

Además, Graves y Cruz anticiparon al Presidente que el proyecto ubicado en el Salar del Hombre Muerto garantizará los estándares internacionales en minería responsable, y colaborará en la reducción de la intensidad total del agua mediante tecnologías propias de reutilización y reciclaje.

El proyecto de expansión contribuirá con 20 mil toneladas métricas adicionales de carbonato de litio en Argentina, lo que permitirá aumentar a su vez la capacidad total anual de la empresa en 60 mil toneladas métricas, así como la capacidad en 9 mil toneladas métricas de cloruro de litio para 2025.

Esto incrementará el global de litio para la transición energética, a la vez que supondrá un aumento en la contratación de mano de obra en la zona de influencia directa del proyecto.

Sobre los beneficios del desarrollo de la industria del litio para la Argentina, Kulfas explicó que “Livent es una empresa con acuerdos internacionales con automotrices como Tesla y BMW, que implican una escala mundial”, al tiempo que informó que el anuncio de la triplicación de la capacidad productiva de litio por parte de la empresa “muestra que la industria para la Argentina es muy importante, y ratifica al país como un mercado importante en la producción mundial”.