Dando cuenta de la grave situación en la que está envuelta Argentina por la irresponsable participación, con apoyo de pertrechos militares, que impuso el gobierno de Mauricio Macri en favor de un golpe de estado en otra nación, el ministro de Justicia, Martín Soria, remarcó este martes que nunca en la historia democrática del país un Gobierno había enviado armas a una dictadura.

Soria explicó los motivos de la denuncia presentada el lunes contra el expresidente Mauricio Macri y funcionarios de la gestión Cambiemos por el envío de “material represivo” a Bolivia cuando se consumó el golpe de Estado que derrocó a Evo Morales. “La gravedad de la situación es extrema; nunca en nuestra historia democrática un Gobierno envió armas a una dictadura”, sostuvo el ministro en declaraciones formuladas esta mañana a El Destape Radio. En el mismo sentido, opinó que “la última mancha nefasta que le faltaba al macrismo era terminar apoyando a una dictadura, y nada menos que la de un país hermano”.

Soria recordó también que existe tratado de extradición con Bolivia al tiempo que citó los tratados internacionales que existen para evitar estas cuestiones y que fueron violados por el Gobierno anterior  “El verdadero destino (del envío de armas y municiones) no era darle seguridad a la Embajada en Bolivia sino apoyar un golpe de Estado y generar una masacre”, señaló Soria puntualizando que “la gravedad de la situación es extrema porque se trata de un gobierno democrático que envía ese tipo de armamento clandestinamente para apoyar un golpe de Estado”.

La presentación ante la justicia formulada el lunes por las autoridades nacionales ante la Justicia Federal lleva también la firma de la ministra de Seguridad, Sabina Frederic; y de la Administradora Federal de Ingresos Públicos, Mercedes Marcó del Pont.