En la carrera hacia la conducción de la Jefatura porteña la alianza gobernante va mostrando nuevos postulantes a medida que corren los días. Ninguno de los sectores que componen la fuerza que gobierna la Ciudad desde 2007 imagina desarticular su composición. 15 años atrás la dupla Mauricio Macri -Gabriela Michetti comenzó un recorrido que ya lleva 15 años gobernando y sin sufrir derrotas electorales.

La puja actual dentro de Juntos por el Cambio es para modificar el esquema de poder. El radicalismo esta envalentonado, busca destronar al Pro en la conducción mostrando al senador y ex ministro de economía de Cristina Fernández, Martín Lousteau, como su candidato para reemplazar a Horacio Rodríguez Larreta. En el Pro asoman más de un aspirante. Jorge Macri aparece como una opción, aunque concita muchos rechazos por su condición de “foraneo”, como suelen definirlo socarronamente dentro del espacio.

La estrategia del ex intendente de Vicente López fue ser puente de unidad entre los referentes internos del partido. Larreta le dio cabida para ese rol y lo nombro Ministro. Sin embargo, no parece estar direccionada su intención en ese sentido. Carrió advirtió que no aceptará al primo del ex presidente como candidato del sector en la Ciudad. Aunque con un peso político menor Larreta recibió el mismo mensaje desde Confianza Pública, el espacio que tiene a Graciela Ocaña como referente. Ambos amenazan con volcar su apoyo a Lousteau si Jorge Macri insiste con su candidatura.

Larreta, intentando mostrar juego propio en esta puja interna que por ahora lo está debilitando en su aspiración presidencial, le palmeó la espalda a su  Ministra de Educación y la mandó al ruedo. La muy cuestionada Soledad Acuña es su nueva apuesta para ocupar el casillero de aspirante a la Jefatura de Gobierno. La presentación de un libro de su autoría este lunes en la Feria del Libro (foto) tuvo aroma de lanzamiento. Asistieron varios integrantes del Gabinete porteño, diputados y también hubo guiño de Carrió.