En el corto plazo el tren de la costa, que une las estaciones Maipú (Olivos) y Delta (Tigre), dejará de ser solamente un servicio turístico para integrarse a la red urbana de transporte. La determinación la asume Trenes Argentinos Operaciones, tras haber solicitado la autorización al Ministerio de Transporte para rebajar la tarifa actual de $21 (para residentes) y de $42 (para no residentes) a $12, para aproximarla a los valores de la primera sección del resto de la línea Mitre.

Antes de su cambio de rol se incorporarán nuevas formaciones para permitir mejorar la frecuencia que actualmente es de una hora, a media hora. La línea cuenta con cinco duplas (formaciones), de las cuales solo tres están servicio ya que una se encuentra en reserva operativa y otra en reparación en Victoria. En diciembre pasado se acordó la compra de diez duplas cero kilómetro que permitirán una mejora sustancial de las prestaciones.

Es una notable mejora en relación a los objetivos que se habían planteado bajo la anterior gestión que tenía previsto poner en circulación en esta línea formaciones Siemens de 85 años de antigüedad dejadas de lado por el Subte porteño.

También se están realizando mejoras en las estaciones. A las ya reinauguradas Delta y Maipú, se agregan las de San Isidro y San Fernando con tareas de refacción y mejora de edificios, techos, pisos, pintura, instalaciones eléctricas e iluminación, cerramientos y accesos.