Crece la indignación por la impunidad con que se muestra el operador judicial del Gobierno de Juntos por el Cambio (JxC) Fabián “Pepín” Rodríguez Simón, que se mantiene prófugo de la Justicia argentina, pese a lo cual desafió este lunes a los tribunales y a la propia Interpol al presentarse en la sesión del Parlasur en Montevideo. Fue abucheado por la gran mayoría de los parlamentarios presentes, quienes decidieron votar su destitución definitiva como legislador en el próximo plenario.

El diputado del Parlasur Gastón Harispe afirmó este martes que el prófugo “ha declarado ser un operador político y judicial que es una práctica nefasta desde la práctica política, y lo sigue haciendo todavía para un sector que utilizó la política para hacer negocio”. También destacó en declaraciones a Radio Provincia que “el proceso de destitución lleva mucho tiempo porque los parlamentarios de cada país tienen que conocer la situación y lleva un larguísimo proceso de debate”.

Rodríguez Simón, quien sigue recluido en Uruguay protegido por el gobierno de ese país, apareció en forma sorpresiva en la sesión del Parlamento del Mercosur, en Montevideo, pero tuvo que retirarse en medio de abucheos y un fuerte repudio de los legisladores presentes. “No podemos consentir que un prófugo de la Justicia argentina, donde existe la democracia y se respeta el Estado de Derecho, esté sentado aquí decidiendo cuestiones vitales para los países de la región”, advirtió la parlamentaria Elena Corregido (Frente de Todos) que fue la primera en reaccionar.