La Ministra de Desarrollo Social, Victoria Tolosa Paz anunció este viernes en conferencia de prensa realizada en Casa Rosada, que 3.190 beneficiarios del Plan Trabajar fueron dados de baja, y otros 947 se encuentran suspendidos por serias irregularidades que son incompatibles con los requerimientos necesarios para obtener este plan.

La ministra detalló que esas irregularidades se detectaron, gracias a entrecruzamientos con el Banco Central, que más de 230 beneficiarios adquirieron dólares y muchos más realizaron compras por valores que van de los 1000 a los 50.000 dólares. “Todos fueron dados de baja inmediatamente”, aseguró Tolosa Paz que, de todas formas minimizó el volumen de involucrados asegurando que se trata de un universo muy pequeño del total de más de 1.300.000 personas que están dentro del plan trabajar. “Las personas dadas de baja representan solo el 0,3% de ese total”.

La funcionaria señaló que habrá una nueva auditoría interna y dejó en manos de la justicia determinar si los infractores cometieron un delito merecedor de una denuncia penal.