La Secretaría de Derechos Humanos de la Nación advirtió que recibió denuncias acerca de que unas 40 personas de civil que portan armas de fuego amenazan e intentan impedir una marcha de protesta hacia Lago Escondido, en tierras del británico Joe Lewis, a pesar de que, afirmó, “ese es un camino autorizado por la Justicia para poder acceder” a ese lugar.

“Nos ingresaron denuncias de personas que se encuentran en este momento en el camino de montaña rumbo al Lago Escondido, en tierras de Joe Lewis. Más de 40 personas de civil llegaron al lugar con armas de fuego para amenazar y que no continúen la travesía”, dijo la Secretaría de DD.HH. en su cuenta de Twitter.

El organismo añadió: “Cabe destacar que ese es un camino autorizado por la Justicia para poder acceder al lago. Ya solicitamos a las autoridades de la provincia de Río Negro que garanticen la seguridad y libre circulación de todos ellos”.

Un magnate inglés, Joe Lewis, es dueño de una estancia ubicada en el lugar y avanzó en forma irregular en miles de hectáreas que la rodean. Se trata de un poderoso empresario con intereses en el país y con relación personal con el ex presidente Macri. La marcha es organizada desde 2017 (foto) por la Fundación Interactiva para la Promoción de la Cultura del Agua, (FIPCA) que presiden Julio César Urien, junto a agrupaciones sociales y políticas que recorrerán los caminos Tacuifi y Cajón Azul hasta llegar al lago el sábado.