La Cámara de Diputados aprobó y envió al Senado el proyecto de ley por el cual propone la creación del área marina protegida “Agujero Azul” en la zona donde yacen los restos del submarino ARA San Juan, en un tratamiento que finalizó con cuestionamientos entre el oficialismo y Juntos por el Cambio. El proyecto sumó 127 votos a favor, dos en contra y una abstención.

La iniciativa de la bonaerense Graciela Camaño (Interbloque Federal) contó con el respaldo del Frente de Todos, del interbloque Provincias Unidas, de la Izquierda y de Encuentro Federal, único bloque de Juntos por el Cambio que la avaló. Antes de la votación final, Juntos por el Cambio, en la figura del líder de la Coalición Cívica, Juan López, pidió la vuelta a comisión del proyecto por no avalar el trámite legislativo previo, moción que fue rechazada por 125 a 90.

En el inicio del debate, Camaño aseveró: “Elegimos la protección del área por dos motivos: el primero es la presencia del Ara San Juan y sus 44 tripulantes; y el segundo es la protección de la biodiversidad de nuestros mares”.

Tras perder esta primera votación, la diputada del PRO, Silvia Lospennato (PRO) planteó una cuestión de privilegio contra el presidente de la Cámara, Sergio Massa, por entender que “no cumplió con el reglamento”. Posteriormente, los diputados de Juntos por el Cambio decidieron no participar de la votación del proyecto y se quedaron parados junto a sus bancas; por los que se los consideraba como ausentes en esa instancia definitoria.